Elmo sabe donde vives: leyenda urbana

0
79

Son muchas las historias y leyendas urbanas que se ah venido formado alrededor de los MUPPETS, y es que estos muñecos han causado alegrías y temores a muchos niños del mundo. La que estas a punto de leer ocurrió en el año 2008 en el pais de Estados Unidos e involucra a un pequeño muñeco de Elmo, quien será el protagonista de esta tétrica anécdota.

James Browman era un pequeño niño de 2 años, a quien le encantaba el personaje de Elmo, por esta razon su madre decidio comprarle un un muñeco parlante de dicho personaje. Aquel niño no podía estar mas feliz, después de todo tenia al muñeco que tanto quería, los días pasaban sin novedad alguna, hasta que notaron que las baterías de este se agotaron.

Hasta ahí todo normal, los padres decidieron comprar unas nuevas baterías, lo que viene a continuación lleno de incertidumbre a sus padres, pues la actitud del muñeco cambio totalmente. Ya no decía las dulces y amigables frases, si no que ahora solo repetía una única frase «Kill James».

Al percatarse de esto, los padres trataron de alejarlo de aquel extraño juguete, sin embargo esto no fue nada fácil, algo entendible ya que era el juguete preferido del niño.

Finalmente, el muñeco fue separado del niño y enviado a la fabrica, para así tratar de encontrar la falla que estuviese provocando tan extraña actitud. Después de esto no se supo mas de este caso, sea verdad o mentira resulta bastante inquietante solo pensar que esto podría pasar con tu muñeco o juguete favorito.

No se ustedes, pero prefiero ya no tener muñecos parlantes luego de leer esta historia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here